Iniciar una empresa aplicando Lean Startup

Si tienes una startup probablemente estés familiarizado con la metodología Lean Startup, pero si todavía estás en el proceso de plantearte crear una lo más seguro es que no hayas oído hablar de ella. Hoy te contamos todo lo que necesitas saber para crear tu empresa con éxito guiándote por este método.

Hasta ahora el 90% de los proyectos empresariales fracasaban y del 10 % que sobrevivía, el 66% lanzaba un producto o servicio al mercado que nada tenía que ver con la idea original.

La metodología Lean Startup es un concepto acuñado por Eric Ries, aunque proviene de las teorías Lean Manufacturing de Toyota en Japón. Pero en realidad Eric Ries es tan solo el discípulo del verdadero creador de la metodología: Steve Blank.
Tradicionalmente, los proyectos se crean en la oficina, se elabora un plan de negocios, y una vez se dispone de la financiación necesaria se lanza el producto al mercado.

La metodología Lean Startup rediseña el proceso de creación de una empresa haciéndolo mucho más eficiente y reduciendo el riesgo asociado al lanzamiento de un proyecto innovador. Se basa en aprender de manera continua del mercado.

La experimentación es, por tanto, la palabra clave de esta metodología, y consta de distintos pasos:

– Definir la misión de un negocio
– Definir la estrategia para hacerlo (basada en hipótesis)
Creación de un producto o servicio (experimentación)
Estudio del producto en el mercado

Hay 3 etapas principales para el modelo de negocio:

Crear: Creación de ideas
Medir: Implementación de las ideas en el producto
Aprender: Validación del funcionamiento real de las ideas y del producto

Según Steve Blank, en esta metodología se utilizan 3 técnicas Lean:

– El diseño de modelos de negocio: Una herramienta que permita visualizar lo que se está construyendo.
– El desarrollo de clientes: Una guía que permita saber qué pasos dar para construir un nuevo negocio.
– El desarrollo ágil: Un método que permite, utilizando preferiblemente herramientas gratuitas, producir software, productos físicos o servicios a partir de una idea siendo, por tanto, la fecha de lanzamiento, el mismo día que se piensa en él.

Si te decides por lanzarte al mundo del emprendimiento mediante Lean Startup hay algunos conceptos que no puedes pasar por alto:

Producto mínimo viable (MVP), que permite desarrollar una versión muy básica de un producto para poder obtener feedback en el mercado sin necesidad de consumir recursos.
Desarrollo del cliente real (Customerdevelopment). Este concepto explica el proceso en 4 partes:

o Descubrir cómo es el cliente real
o Validar que ese cliente realmente es el adecuado
o Iniciar las ventas
o Calcular la rentabilidad y sostenibilidad de la empresa

Pivotar: Cambiar alguno de los elementos del modelo de negocio a lo largo del proceso para convertirse en una empresa rentable y sostenible.

Ahora que lo sabes todo acerca de esta metodología, ¿lanzarás tu startup siguiendo esta metodología?

Interacciones con los lectores

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.